www.lavozdeltajo.com
Francisco y Jacinta hacen cada mañana una parada para retomar energías tomando un café con sus compañeros.       (Foto: J.F.)
Francisco y Jacinta hacen cada mañana una parada para retomar energías tomando un café con sus compañeros. (Foto: J.F.)

Solidaridad ‘a golpe de cepillo’ en Gamonal

Dos vecinos de la entidad menor de Talavera trabajan desde hace un año, y de manera altruista, en la limpieza viaria y el mantenimiento de las calles.

miércoles 23 de abril de 2014, 10:51h
Corren tiempos de crisis para todos y en todos los rincones de la geografía española. Afortunadamente, entre la sociedad podemos encontrarnos con personas que, lejos de dejarse llevar por el pesimismo y la pasividad, se arman de entrega y ‘regalan’ a la comunidad un trabajo altruista y totalmente desinteresado. Éste es el caso de Francisco Muñoz y Jacinta Cano, dos ciudadanos de la vecina Gamonal, que llevan ya un año desempeñando labores de limpieza viaria y mantenimiento en complemento al servicio que presta el personal municipal de este Ayuntamiento.

Cuentan con 61 y 60 años, respectivamente, y ya están jubilados. Aunque esta etapa de su vida significaría disfrutar del tiempo libre y descansar después de acumular muños años cotizados en la Seguridad Social, el despertador de este matrimonio suena cada mañana a las seis y media, anunciando una nueva jornada laboral que se inicia a las siete. Después de desayunar y ponerse el traje de faena, cogen sus carros y sus cepillos y recorren las calles de Gamonal para, en la medida de lo posible, dejarlas muy limpias.
Después de jubilarse, Kiko y Jacinta paseaban cada mañana, como muchas personas, para mantener a raya esos niveles de salud que con la edad son mucho más exigentes. En estos recorridos comprobaron como la reducción de los planes de empleo había desembocado en un pueblo más sucio y unas zonas verdes ligeramente deterioradas, y es que el personal contratado no era suficiente. “No pueden multiplicarse”, señaló Jacinta. Por eso, pidieron permiso a la alcaldesa, Prados Gómez, para sumarse a este equipo en agosto del año pasado. Tras recibir el beneplácito de la regidora comenzaron con este cometido, aunque llueva, nieve, granice o haya casi cuarenta grados.

Jacinta comentaba que en este tiempo ha mejorado sus niveles de glucosa, de colesterol y de tensión, además de mantenerse muy en forma, y sobre todo, cada día “vuelvo a casa con la satisfacción de haber hecho algo productivo para mi pueblo”. Esta gratificación personal se suma al apoyo de su familia por esta decisión, incluso ya sus nietos la apodan como ‘la barrendera de Gamonal’, e incluso quieren ayudarles. No todo el mundo sabe agradecer esta labor solidaria en este municipio de mil habitantes, pero la opinión general es de “agradecimiento y reconocimiento”, subrayó. Después de las fiestas patronales, el próximo mes de septiembre, las dos personas que hay contratadas en el plan de empleo terminan sus contratos y volverá a quedarse el personal mínimo, por lo que “nuestra intención es seguir ayudándoles en todo”, apuntó. Jacinta quiso lanzar una invitación a personas en su misma situación e incluso desempleados, para formar cuadrillas semanales y “en poco más de una hora, el pueblo estaría limpio”, fijándose en acciones similares en otras localidades. Mientras tanto, ellos seguirán trabajando todas las mañanas y fiestas de guardar; y tomando ese almuerzo matutino como dos operarios más.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (3)    No(1)

+

0 comentarios