www.lavozdeltajo.com

EMPRESAS | La sociedad cooperativa, una figura con muchas ventajas

EMPRESAS | La sociedad cooperativa, una figura con muchas ventajas
martes 24 de noviembre de 2020, 10:00h

A la hora de emprender una actividad económica, resulta fundamental adoptar la forma jurídica más adecuada, pues todas tienen sus pros y sus contras. En este artículo recogemos algunas de las ventajas de una de ellas: la sociedad cooperativa, que no siempre es conocida por todos pese a que cuenta con gran presencia en Castilla-La Mancha, sobre todo ligada al sector de la agricultura.

Qué es una sociedad cooperativa

Antes de analizar las ventajas de una sociedad cooperativa, recordemos brevemente qué es. Se trata de una asociación entre personas para trabajar y colaborar de forma solidaria, con igualdad de derechos y obligaciones entre sus miembros. Pueden estar formadas a partir de dos socios (cooperativas de segundo grado) o de tres (cooperativas de tercer grado).

El capital no es un escollo

A diferencia de otras formas jurídicas empleadas para montar un negocio, donde es obligatorio aportar un capital mínimo (y a menudo, elevado), en el caso de las sociedades cooperativas no existe un mínimo prefijado. El capital a aportar se especifica en los estatutos de la misma y puede adaptarse a la actividad a realizar o al número de socios que la componen.

Régimen fiscal más favorable

Las sociedades cooperativas, por la buena fe que se presupone a su carácter solidario entre socios, se benefician de un trato fiscal especial en algunas cuestiones. Por ejemplo, bonificaciones en gravámenes como el Impuesto de Sociedades.

Libertad de adhesión para sus socios

Desde el punto de vista de los socios, estar en una cooperativa no supone una atadura. Quienes formen parte de ella, pueden darse de baja cuando lo deseen, siempre y cuando cumplan con las condiciones especificadas en los estatutos, por ejemplo en referencia al periodo de preaviso.

Funcionamiento democrático

En las sociedades cooperativas, ningún miembro tiene por qué adoptar mayor protagonismo que el resto. Las decisiones se adoptan de manera democrática, por sistema de votación. Esto, además, promueve la implicación de todos los socios en el devenir de la entidad y aporta la tranquilidad del consenso.

Facilidad de constitución

Formar una cooperativa no es difícil. Al menos, no más que otras figuras jurídicas empresariales. Sobre todo, si se recurre a un despacho profesional especializado en ello. Además, es posible contratar una asesoría fiscal online que se encargue de dar completa cobertura fiscal, legal y laboral a la cooperativa.

Adaptable a muchos sectores

Como decíamos, la cooperativa está muy ligada al mundo de la agricultura, pues permite a los pequeños productores emprender grandes proyectos: “la unión hace la fuerza”, como dice el dicho popular. Pero también se puede adaptar a otros muchos ámbitos: vivienda, seguros, transporte, crédito, sanidad, enseñanza...

Por supuesto, existen también desventajas, como la mayor lentitud en la toma de decisiones o la menor libertad para disponer de los beneficios económicos. Pero la clave está en valorar qué aspectos tienen más peso, si los positivos o los negativos, algo en lo que también es recomendable recibir asesoramiento.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios