www.lavozdeltajo.com

EN UN PUEBLO DE TOLEDO

Encuentra un explosivo de la Guerra Civil mientras paseaba con sus perros

Encuentra un explosivo de la Guerra Civil mientras paseaba con sus perros
Ampliar

Ante el hallazgo de cualquier tipo de material explosivo, nunca se debe tocar, manipular o trasladar

Por David Martínez
jueves 19 de agosto de 2021, 11:34h

La Guardia Civil se hace cargo de una granada de mortero de 81 mm encontrado por un ciudadano enterrado en su finca en localidad de Navahermosa. El Equipo TEDAX de este Cuerpo se hizo cargo del artefacto el cual fue desactivado en una zona segura.

Estrella su coche contra una farola, huye de la policía y se esconde en una casa habitada

Leer más

El pasado día 13, un vecino de la localidad de Navahermosa se puso en contacto con la Guardia Civil de este municipio para informar que mientras paseaba con sus perros por el interior de su finca, ubicada cerca del embalse del Torcón, uno de ellos se puso a excavar y descubrió lo que podía tratarse de un artefacto explosivo.

Una patrulla de Seguridad Ciudadana de esta Unidad se desplazó hasta el lugar y comprobó la existencia de dicho artefacto, por lo que tomaron las debidas medidas de seguridad y lo pusieron en conocimiento del Grupo de Especialistas en Desactivación de Artefactos Explosivos y NRBQ (GEDEX) de este Cuerpo que se desplazaron ese mismo día

Estos especialistas verificaron que se trataba de una granada de mortero de 81 mm de calibre de la pasada Guerra Civil española, y que contaba con todos los elementos necesarios para que pudiera detonar, con el consiguiente riesgo para las personas ante una manipulación inadecuada.

Estos agentes recogieron el artefacto y lo trasladaron a una zona segura donde procedieron a su destrucción.

CONSEJOS

Por este tipo de hallazgos y el consiguiente riesgo que suponen para la integridad física de las personas, es por lo la Guardia Civil aconseja que si alguna persona localiza algún tipo de objeto que por su apariencia pudiera tratarse de un artefacto explosivo debe:

En nungún caso tocar, manipular ni trasladar dicho objeto. Aunque por el aspecto del explosivo puede parecer que es muy viejo, o que está roto, oxidado, etc., el mecanismo interno puede estar en perfectas condiciones y mantener las mismas características que cuando se fabricó.

La mayoría de estos artefactos están llenos de explosivos que conservan intactos sus propiedades, por lo tanto son una amenaza grave para las personas.

Señalar el lugar exacto para poder localizarlo posteriormente.

Lo antes posible ponerlo en conocimiento de la Guardia Civil para que puedan examinarlo y tomar las medidas de seguridad necesarias.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios