www.lavozdeltajo.com

La masterclass de Pedro Camacho

Alimentación: el cuidado más básico y fundamental del recién nacido

Alimentación: el cuidado más básico y fundamental del recién nacido

Camacho es D.U.E.Máster en nutrición pediátrica y perinatal, Osteópata Craneosacral, Miembro del Comité de Lactancia Multidisciplinar del Hospital Nª Sra. del Prado de Talavera de la Reina y Terapeuta del Método Rubio para el tratamiento del cólico del lactante

viernes 19 de abril de 2019, 11:13h

El esmero por parte de los padres en una nutrición adecuada durante los primeros meses y años de vida de su bebé es fundamental para un desarrollo y crecimiento óptimos y un buen estado de salud.

Durante los primeros 6 meses, se aconseja lactancia materna exclusiva o en su defecto o elección lactancia artificial, y a partir del sexto mes aproximadamente es cuando se incorporarán alimentos sólidos coincidiendo con la aparición de los primeros dientes.

Las diferencias en el funcionamiento del sistema digestivo de los bebés son las que limitan el tipo de alimentos que pueden formar parte de su dieta diaria, puesto que el recién nacido muestra una inmadurez en su estructura y en su funcionalidad que mejorará con el paso de los días y meses. Estas diferencias son por ejemplo, que en los primeros meses de edad, la secreción de ácido y de enzimas digestivas es inferior a la del adulto y a nivel del esófago la velocidad y el vaciado gástrico son más lentos, sin embargo su tránsito intestinal, es más rápido que en el adulto. Apenas salivan hasta los 6 meses, a partir de los cuales su producción aumenta para ayudar a deglutir los alimentos semisólidos y sólidos que empiezan a introducirse en la alimentación, por eso la composición de las leches infantiles y el orden de introducción de los diferentes alimentos es planificado en función de esta maduración, para conseguir la máxima digestibilidad y tolerancia para el bebé.

A partir de los 6 meses, la lactancia exclusiva materna o artificial no es suficiente y habrá que introducir otros alimentos distintos de la leche (alimentación complementaria).

De todos modos hemos de saber que la leche, a ser posible materna, seguirá siendo la fuente principal de alimentación hasta el año y que la buena alimentación debe perdurar para siempre. De nada sirve haber buscado la excelencia en su alimentación en los primeros meses, si a la primera de cambio,cuando son algo más mayores en edad, les ofrecemos chucherías, gusanitos, comida basura, etc.

Ah ¡el ejemplo que sea en nuestra casa en primer lugar ¡¡¡. Ahora que somos padres y queremos lo mejor para nuestros hijos, que cunda el ejemplo¡ cómo se dice por nuestra tierra.

Una buena educación alimentaria les vendrá de maravilla a nuestros hijos y a nosotros también, por si no habíamos tomado conciencia.

Si tienes alguna pregunta o tema que te gustaría que tratára, puedes escribirnos a web@lavozdeltajo.com. RRSS @mireciennacido #mireciénnacido #enfermeropedrocamacho

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Voz del Tajo

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.