www.lavozdeltajo.com

ARTÍCULO

En defensa de Occidente (27)

En defensa de Occidente (27)

Carlos González-Teijón es escritor, sus libros publicados son Luz de Vela, El club del conocimiento, La Guerra de los Dioses, El Sistema, y de reciente aparición “Psicología de virtudes y pecados”, de editorial, Letras de autor

lunes 04 de julio de 2022, 11:50h

Tras estos análisis de estrategia, muchos me habéis preguntado el porqué de esa seguridad de que Occidente ganará irremisiblemente el partido. La respuesta para mi es obvia. Si somos gentes de ciencia, esta se caracteriza porque no es una opinión o probabilidad. Un Conocimiento Científico es saber que si juntamos dos elementos químicos, Oxígeno e Hidrógeno en proporción de ½ siempre nos saldrá, Agua.

En este caso concreto sabemos por ciencia, obtenida de toda la experiencia histórica, que ganarán siempre las “Buenas Ideas”. Ganarán los “Conocimientos” adquiridos a través de la evolución de miles de años, desde Sumer hasta la actualidad, y transformados en conceptos susceptibles de ser manejados, explicados y enseñados por Occidente, acerca de cómo funcionan todos los Grupos Sociales organizados (GSO), lo que llamamos naciones o estados, y cuáles son las reglas Psico-Biológicas que los regulan y nos guían a todos.

Tal como ya sucedió con la Romanización primero, y con el Cristianismo después, los pueblos que incluso vencieron en el combate inicialmente por su ardor guerrero y desprecio a la vida en la batalla, se vieron obligados a aceptar tanto dicha Romanización como la vinculación a los valores Cristianos y sus creencias. ¿Porque fueron obligados por la fuerza?, No, porque comprendieron de forma fehaciente que esas culturas eran, en la práctica, muy superiores a la suya, y las aceptaron de muy buen grado, e incluso estudiaron fervientemente en profundidad las mismas. Esta es una verdad científica. Porque aún en el improbable supuesto que venciesen Rusia y China y sus aliados la contienda militar, ¿Podrían imponer sus culturas por la fuerza?, Imposible. Se verían obligadas, junto con sus aliados -que no renunciarían a su identidad y soberanía- a convivir con reglas de tratados internacionales. La nueva situación les obligaría a nombrar tribunales internacionales independientes. ¿Alguien se imagina un tribunal Chino dictando una resolución resolviendo intereses Rusos y que estos la acepten? ¿O Viceversa?. Imposible. Por ello nos les quedará más remedio que adoptar la “Idea”, los “Conocimientos” esgrimidos por Occidente, y crear tribunales independientes, leyes más o menos justas, y reglas de convivencia entre estados que no estén regidos por la fuerza de las armas atómicas, sino por conceptos de derecho aceptados por todos. Eso es realmente lo que es Occidente, y lo que este significa.

Y otra de las prácticas y defensas únicas de Occidente, la “Libertad de Prensa”, ¿Alguien se imagina que se mienta descaradamente en los medios de comunicación, y se prohíba publicar la verdad de los hechos a periodistas especializados, y que en China se diga una cosa y en Rusia otra?. ¿Podrán convivir y crear algo juntos en el futuro si un estado le prohíbe a los periodistas del otro recabar datos ciertos acerca de cualquier tema? ¿vivirán engañándose unos a otros y lo que publica un periódico o telediario se silencia o se combate por el otro?. Absurdo, ¿verdad?. Y ni que decir tiene con los estados más pequeños y en principio aliados de estos frente a Occidente, ¿Una vez que China y Rusia han triunfado militarmente, obligarán a esos pequeños estados a que mientan en las noticias?, ¿les prohibirán hablar con libertad de perjuicios claros a sus intereses, o de explotaciones de Rusia y China hacia los más pequeños?, ¿Los silenciarán informativamente y dominarán a las autoridades de esos pequeños estados y los manipularán a su antojo?. Ya sabemos que no. En la práctica, si ahora china y Rusia mienten, silencian a periodistas propios y extranjeros es porque están en la batalla contra Occidente, y como aspirantes que son al poder y el Liderazgo, pueden mentir y manipular, pero si fueran ellos el poder ya se verían obligados a tener que permitir la transparencia informativa, de lo contrario tendrían una revolución cada año. Generarían tal desconfianza y apatía que nadie les seguiría y sería una farsa las relaciones internacionales que creasen. La realidad es la realidad y nadie puede oponerse a ella.

Occidente ha avanzado, se ha hecho defensor de unos “Valores” y los presenta al resto de la humanidad, porque ha sido más consciente de cómo nos ha creado la Naturaleza, de cómo somos. Y en base a esa Biología y esa Psicología individual y grupal, sabe que una persona, para defender de verdad su orden social, ha de creer en el y sentirse más o menos justamente tratado. Si alguien se siente manipulado o esclavizado obedece porque no le queda más remedio, pero en cuanto puede se revela o colabora con el ejército invasor.

La esclavitud y las dominaciones sobre los “Siervos de la Gleba” han desaparecido no por religiones, ideologías, ni “Buenismos”. No, han desaparecido porque la evolución de las sociedades han obligado a que nadie domine de forma brutal sobre nadie si queremos que más o menos todos los ciudadanos crean en ese orden social. Es como pretender durante meses, por la fuerza bruta, dominar a los ciudadanos, y pretender, el día de las elecciones, que muestren de verdad sus preferencias. Serán ciudadanos obedientes, puede, pero nunca una fieles aliados y cooperantes, que de buen grado, y solo por confianza en su gobierno, expresen noblemente sus aspiraciones.

Por eso Occidente ganará. Porque todo lo demás no son más que invenciones baratas, y mundos de fuerza bruta ya superada.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios